0

10 hábitos que debes cambiar para ser feliz

Ser feliz”, a veces, puede sonar algo utópico, pero lo cierto es que la “felicidad” es definida por la Real Academia Española (RAE) como un “estado de grata satisfacción espiritual y física”. En la vida nada es permanente, eso lo sabemos, pero nuestra actitud frente a las adversidades es clave.

Existen hábitos que podemos cambiar en nuestra vida para ser un poco más felices y disfrutar cada momento como si fuese el último.

Banner del ebook Hábitos Exitosos

Sonríe más seguido

El yogui, maestro y gurú hinduista, Swami Sivananda, dijo en una oportunidad “Son necesarios cuarenta músculos para arrugar una frente, pero sólo quince para sonreír”, esta frase refleja el poder que tiene la sonrisa en nuestra vida.

No significa que sonreirías todo el tiempo, incluso estando triste, más bien es un recordatorio que tenemos que tomarnos un poco más de tiempo para sonreír un poco más. Un ejercicio que suelen recomendar los especialistas, es sonreír ante el espejo cada mañana al despertar.

¡Hazlo y verás que los resultados son sorprendentes!

Ejercicio

Está comprobado que hacer ejercicio no es solo bueno para el cuerpo, también lo es para mantener nuestra salud mental. Hacer ejercicio de forma regular es excelente para aliviar el estrés y los síntomas asociados a la depresión y trastornos de ansiedad.

No es necesario ejercitar por horas, con una dosis diaria es suficiente. Cuando conviertes esta actividad en un hábito notarás los cambios en ti.

Si no prácticas deportes regularmente, puedes comenzar con lo siguiente:

      Inscribirte en una clase de yoga o taichí.

      Empezar a dar cinco vueltas a la manzana en las noches.

      Cinco minutos de estiramientos al día.

Recuerda que estas son solo recomendaciones, lo idóneo es que escojas una actividad que se adapte a tus gustos y necesidades. Ten presente que la idea de hacer ejercicio es que te haga feliz y si ocurre lo contrario prueba otra cosa, pero no dejes de intentarlo.

 

Dormir lo suficiente

En ocasiones, subestimamos las horas de sueño y su importancia en nuestra vida cotidiana. Te diremos un secreto: Dormir bien es clave para tener un día productivo y exitoso. ¿Cómo nos ayuda el sueño?

      Es vital porque ayuda al buen funcionamiento cerebral.

      Dormir bien es necesario para mantener una buena salud.

      Dormir también es un poderoso antídoto para mantener la estabilidad emocional.

Si estás experimentando problemas para mantener una rutina de sueño, te recomendamos:

  1.   Invierte en buenos juegos de cama: Aunque no lo creas, invertir en juegos de camas nuevos proporciona más comodidad.
  2.   Acuéstate y levántate a la misma hora: Este hábito hará que tu cuerpo se acostumbre a dormir las horas adecuadas.
  3.   Relajación: La hora de dormir debe estar asociado con relajación. Evita el uso de pantallas antes de dormir y en su lugar lee un poco o escribe sobre tu día.
  4.   Siestas limitadas: Si vas a tomar una siesta, procura que no sea más de 20 minutos.

Agradecer

¿Te has preguntado cuántas veces agradeces en el día? Si la respuesta es “no”, queremos decirte que es momento de tomarte unos segundos para agradecer. El agradecer es una acción que llena de vitamina el día a día. Nos da impulso para seguir y para continuar trabajando por nuestros sueños.

La astróloga, Mía Astral, recomienda tener un diario de agradecimientos. Lo ideal es que escribas todo lo que agradeces todas las mañanas. Si no sabes cómo iniciar, te dejaremos algunos postulados.

      Agradezco ver el sol cada mañana.

      Agradezco tener a mis padres, tener una familia.

      Agradezco contar con personas que me aman.

      Agradezco poder comer y disfrutar lo que me gusta.

¡Inténtalo!

 

Aprender a respirar

Sabemos que estás pensando, ¿Cómo es eso de aprender a respirar? Aunque respiramos a diario, controlar nuestra respiración es clave para controlarnos cuando algo no sale como lo esperamos.

De acuerdo a un estudio de Harvard Health, los ejercicios de respiración pueden ayudar a reducir nuestros niveles de estrés.

La próxima vez que te sientas estresado, toma en consideración estos consejos:

      Imagina un recuerdo feliz: Cierra los ojos e imagina uno de tus recuerdos más felices.

      Respira lento y prolongado por la nariz, así verás que te relajas poco a poco.

      Exhale despacio tanto por la boca como la nariz.

      Recuerda que debes repetir este proceso varias veces hasta que te sientas más tranquilo.

Reconoce los malos momentos

Por supuesto que mantener una actitud positiva nos ayuda, pero esto no significa que no debamos reconocer los momentos infelices o malos ratos.

Acepta todas tus emociones porque todas son válidas. Si estás enojado, recibiste una mala noticia o hubo una situación que te disgustó, ¡No tienes que fingir que estás feliz! En estos momentos, te puede ayudar:

      Conversar con alguien de tu entera confianza.

      Salir a dar un paseo.

      Respirar profundamente varias veces.

Enfrentar el estrés de frente

No podemos ocultar que la vida está llena de factores que pueden generar estrés y es una realidad que no podemos ocultar, pero sí podemos enfrentar.

Ten presente que:

      No todo debe depender de ti. Delega tareas y no intentes abarcar todo de una sola vez.

      Expresa cómo te sientes. Si no estás a gusto con alguna situación, conversar y así encontrarás la manera de solucionarlo.

      Recuerda que eres más fuerte de lo que crees: No olvides que eres mucho más fuerte de lo crees y que no importa cuál sea la situación, tú puedes con todo lo que te propongas. 

Banner del ebook Hábitos Exitosos

Equipo Editorial

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.